sábado, 27 de enero de 2018

Paciente 13

Este juego de rol, Paciente 13, tiene lugar en un área cerrada única, un extraño hospital psiquiátrico que encierra a una comunidad de dementes secuestrada por maléficos carceleros.

Oficialmente, en este vasto complejo médico, todo es como en el resto de los hospitales psiquiátricos: algunos incidentes sin gravedad ocurren de tanto en tanto, nada demasiado grave, y los auxiliares hacen un trabajo difícil y mal pagado.

La realidad difiere bastante, en este insalubre y tentacular complejo ciclópeo, todo está hecho para promover y acrecentar la locura ambiental. Los auxiliares, antaño humanos devotos a su trabajo, con el paso de los años se han convertido en unos zombis, casi ciegos y apáticos, que se nutren del miedo y la locura de sus prisioneros.

Estos Batas blancas parecen mayoritariamente encerrados en un profundo mutismo. Incapaces de formular sus propias opiniones ni de reafirmar su propia individualidad, siguen las órdenes y las aplican de manera celosamente estricta. Dirigidos por los Superiores y el Director, una criatura sádica que alterna periodos de laxitud con periodos de dura represión, no contemplan la desobediencia pues supondría a una muerte segura.

Al lado de esas almas condenadas, locos, y no tan locos, viven colectivamente en un mundo extraño pero común. Son prisioneros de este lugar y ninguno de ellos ha salido jamás de él con vida.

¿Son los pacientes las víctimas inocentes de un experimento extremo sobre el comportamiento humano? ¿Están realmente locos? ¿Son víctimas de horribles aluci-naciones colectivas? ¿…o todavía peor?

Paciente 13 es un universo de trampantojos donde nada es seguro. Es un contexto alienante en el que la diferencia entre lo real y lo imaginario no es más que una cuestión de creencias. La verdad del presente rara vez coincide con la del día siguiente. Es un mundo donde los pacientes deben aprender a vivir el día a día...

Sistema de acción sencillo

Para superar una acción los jugadores deberán lanzar 3D6, si dos de ellos alcanzan el número indicado por el Doctor (Director de juego) la acción se supera. La tirada se ve modificada por los Rasgos de los personajes así como sus niveles de Sangre fría, Vitalidad y Lucidez, que influyen siempre en el dado central, aquel que no muestra ni el resultado más alto ni el más bajo.

Dos tipos de enfrentamientos basados en ese sistema

Enfrentamientos físicos: destinados a provocar la bajada de Vitalidad de tu rival, hasta que caiga inconsciente o muerto.

Enfrentamientos psicológicos: destinados a provocar la perdida de Sangre fría de tu rival, hasta que caiga preso de un ataque de colera y deba ser aislado por los auxiliares del centro.

Paciente 13 incorpora una campaña prediseñada con 13 aventuras que introducen a los jugadores en el terrible universo de este hospital psiquiátrico.

Paciente 13 es un juego de rol de terror, locura y surrealismo combinados en una pesadilla constituida por un hospital psiquiátrico del que los personajes no pueden escapar y ni siquiera saben porque están allí. Ha salido en España de manos de la editorial No Ctrl-Z Ediciones. Podemos mencionar como fuentes de inspiración para el juego, mencionadas en el propio manual, estas:
  • Silent Hill.
  • Sanitarium.
  • Kingdom Hospital (Stephen King).
  • Memento.
  • Edgar Allan Poe.
  • H.P. Lovecraft.
  • Phillip K. Dick.
A estas, a título personal, se puede añadir a Thomas Ligotti, el maestro del horror nihilista y pesadillesco y Legión (la serie de TV). Y es que nos encontramos en un universo claustrofóbico, cerrado, donde nada es lo que parece y todo es extraño y desconcertante. Es una ambientación donde el horror sobrenatural se suma a un entorno donde la división entre lo real y las alucinaciones de una mente enferma es una línea muy difusa y borrosa. De hecho, en el juego puedes tomar dos posibles enfoques completamente opuestos: Los personajes realmente están locos y todo lo sobrenatural y extraño está sucediendo en su mente y se trata de alucinaciones colectivas o están cuerdos y han sido encerrados en un hospital plagado de fenómenos sobrenaturales. ¿Qué es el hospital? Todo queda en manos del director de juego. Puede ser un infierno, un purgatorio, un extraño limbo, un experimento del gobierno, una prisión, un programa de telerrealidad, cualquiera de estas cosas o varias de ellas simultáneamente. En cualquier caso, sólo el director de juego lo sabrá, o tal vez ni siquiera él tenga la última palabra al respecto.

El manual es por completo en blanco y negro, con una maquetación correcta y bien preparada que presenta los contenidos de forma adecuada. Además, está salpicado de frases incoherentes, extrañas o desconcertantes, que ayudan a comprender mejor la ambientación claustrofóbica, agobiante y pesadillesca del juego. Se trata de un tipo de juego donde la paranoia y el no saber que está sucediendo son claves. Los jugadores a menudo se van a encontrar solos, no sabrán en quien confiar o quien puede ser un enfermero infiltrado entre los pacientes. Además, cuanto más tiempo pasen en el hospital más probabilidades tienen de desarrollar alguna peculiaridad de carácter extraño o, incluso, sobrenatural.

Es un juego muy atmosférico, donde el entorno se convierte en un personaje más en manos del director de juego y nada tiene porque quedar claro. Está creado para profundizar en la psicología de los personajes y adentrarse en el terror como experiencia de juego. No es un título para todos los públicos, ya que va dirigido a un nicho muy concreto. Por ello, aquellos que busquen un juego de terror sin cortapisas, directo, crudo, extraño y que parece surgido de una pesadilla demente. Sólo con leer las recomendaciones de inspiración ya podemos hacernos la idea de que no se trata de algo convencional. Y precisamente ahí está la clave de este juego: El horror, la pesadilla, el surrealismo y una fuerte implicación psicológica del personaje. Así pues, los que quieran probar una experiencia de terror diferente en los juegos de rol podrán disfrutar mucho de este título.