lunes, 19 de noviembre de 2012

Book from the Crypt #8: Neonomicón

Título: Neonomicón
Título original: Allan Moore's The Courtyard nº's 1-2 y Neonomicón nº's 1-4
Autor: Alan Moore (guión), Jacen Burrows (dibujo).
Año: 2003 y  2010-2011
Género: Terror
Sinopsis:
Un relato de horror psicológico a cargo del más aclamado escritor de la industria del cómic. Alan Moore presenta a Aldo Sax, un agente del FBI que tiene una impecable hoja de servicios. Sus legendarias habilidades serán puestas a prueba en el que puede ser el caso más confuso de su carrera. Una serie de desmembramientos apuntan al más inesperado de los sospechosos. Las pistas conducen hasta un lugar… ¿Qué es, en realidad, El Patio?

Crítica:
Este comic fue creado por Alan Moore por dos sencillas razones: la primera era pagar impuestos atrasados y la segunda y menos prosaica, es que Moore deseaba escribir una obra de terror moderno basada en la obra lovecraftiana metiendo sin censura y con gran detalle todos los detalles referentes al sexo que Lovecraft disgregaba en su obra de forma censurada y haciendo gala de su peculiar creatividad y expresión para insinuar más que mostrar.
Bien, Neonomicón no es un comic de sangre, sexo y tentáculos, aunque si que hay presencia de estos elementos. Se trata de una historia de horror psicológico con múltiples referencias a la obra de Lovecraft y los Mitos de Cthulhu narrada en dos partes.
La primera, The Courtyard, es una versión policíaca del poema homónimo del Maestro de Providence, en la que Aldo Sax, un agente del FBI especializado en resolver casos extraños, investiga una serie de asesinatos en serie cometidos por individuos sin ninguna relación aparente y sin antecedentes de violencia. Llevado de una manera muy correcta y demostrando la maestría de Moore en estas lides, el argumento acompaña al lector que se va introduciento en la trama con placer hasta la llegada de un despertar lovecraftiano que permite al guionista inglés una explosión de imaginería ctuthuliana que da paso al desenlace de esta primera obra. En resúmen: interesante, absorbente, pero, finalmente desconcertante.
La segunda parte, Neonomicón, es la continuación directa de la primera. Moore nos guía con la continuación de las pesquisas iniciadas por Sax en la primera entrega de esta obra, esta vez de mano de otros dos agentes del FBI que tratan de desvelar el intrincando puzzle y desvelar un enigma que hunde sus raíces en la obra lovecraftiana. Aquí es cuando Moore profundiza en la temática sexual con escenas muy explícitas y un curioso desarrollo que lleva a un desconcertante desenlace (otra vez).
En cojunto, la obra, publicada en un tomo recopilatorio (aunque The Courtyard fue publicado en España, ahora vuelve reeditado junto con su continuación), es una interesante muestra del trabajo de Moore y su particular genialidad/locura con respecto a su visión del horror y la cosmología de los Mitos de Cthulhu creada por Lovecraft.
Para los aficionados a la literatura lovecraftiana y los Mitos, este comic representa una aproximación diferente, desconcertante en cuanto a su forma de presentar los conceptos desarrollados por Moore, pero con una excelente presentación visual por cortesía de Jacen Burrows. Hay que tener en cuenta que no es un comic para aquellos que no gusten del terror, de la obra lovecraftiana y, por supuesto, aquellos que sean de estómago sensible. Ciertamente, Neonomicón no deja indiferente al lector. Puede causar estupor, repugnancia, rechazo, atracción, pero no pasará de largo sin causar impresión a aquel que decida leerlo.