lunes, 15 de abril de 2013

Books from the Crypt #15: El vagón de metro

Título: El vagón de metro
Autora: Rosa María Gómez Vico
Año: 2012
Género: Suspense/Romántica
Sinopsis:
En un vagón de metro parado en mitad de las vías, un hombre y una mujer se sienten irresistiblemente atraídos. La pasión más encendida da rienda suelta al tiempo que un grupo de personas que viajaban en ese mismo vagón van tejiendo una historia cargada del más puro suspense.
¿Qué hacer cuando pasa el tiempo y no funciona el vagón?
Salir a las vías caminando y llegar a la siguiente estación fue la opción del grupo de pasajeros, pero lo que encontraron al salir no era lo que esperaban...

Crítica:
Afronté esta novela con interés y curiosidad despertados ambos por obra de la autora. Sin duda puedo afirmar que el resultado final me ha sorprendido gratamente, pues esta obra supone una lectura amena e interesante, que te anima a seguir leyendo hasta el final. La trama está cargada de momentos de suspense, algunas escenas de amor muy bien delineadas y que no absorben el argumento y unos personajes bien definidos y llamativos.
Personalmente tengo mucho que agradecer a la autora por esta estupenda lectura, que me ha resultado grata en todos los aspectos. La trama no se ralentiza ni cae en un rimo de acción que no da tiempo a pararse a reflexionar. La historia de amor entre los dos protagonistas se desarrolla con brutal rapidez (desde el flechazo con el que comienza la novela hasta el desahogo carnal de sus ardientes pasiones el tiempo es sumamente breve), pero evita caer en tórridas escenas de sexo descritas al detalle y empalagosas demostraciones de sentimentalismo barato que han lastrado algunos géneros literarios. Los personajes secundarios importantes resultan interesantes y despiertan las simpatías del lector, por lo que no se vuelven insulsos figurantes. También resulta de agradecer, por el buen desarrollo de la idea y la forma en que se desarrolla, es la clave principal del argumento de la novela, ese misterio que se esconde entre las vías del metro y que implica a todos los pasajeros de ese tren que se queda parado en mitad de un túnel al comenzar la novela y que actúa como desencadenante de los hechos. Hilado con unos toques de suspense, terror y algo de ciencia-ficción y sazonado con un poco de pulp, Rosa María obtiene, a mi parecer, una excelente novela, amena y divertida, que se convierte en una recomendable forma de ejercitar la lectura.